La inflamación es una respuesta super natural que tiene el cuerpo y damos gracias por ella, pues aunque no lo creas, nos ayuda a protegernos de lesiones, infecciones o irritaciones.

La inflamación tiene el trabajo de despertar el sistema inmune y las células madre, es como si el cuerpo dijera ¿qué está pasando aquí?

La clave de todo esto es que el sistema inmune debería volver a su estado normal lo más pronto posible, pero en la mayoría de los casos no es así y es justo aquí en donde está el problema, el estado de alerta permanece y muchas veces la inflamación se vuelve crónica.

La inflamación crónica puede ser la responsable de muchos desequilibrios en el cuerpo, como el aumento peso y la dificultad para perderlo, desbalances hormonales, envejecimiento prematuro, problemas en la piel, alteraciones en la digestión, y además como la inmunidad del cuerpo está afectada, es más propensa a desarrollar enfermedades.

¿Qué causa la inflamación?

  1. Lesiones: darse un golpe, cortarse, para curarse se da una respuesta inflamatoria que es completamente normal.
  2. Enfermedades autoinmunes
  3. Infecciones
  4. Consumo de alcohol y tabaco
  5. Exceso de medicamentos, antibióticos y analgésicos
  6. Tener una inadecuada alimentación

Por ejemplo, el intestino permeable (cuando la pared del intestino es porosa) hace que estemos expuestos a la entrada de partículas grandes de alimentos sin digerir, entonces bacterias, sustancias químicas y levaduras, pasan del intestino al torrente sanguíneo, estimulando aún más el sistema inmunitario y provocando más inflamación.

Al igual que las reacciones alimentarias pueden dar lugar a un intestino permeable, lo contrario también es cierto: el intestino permeable puede aumentar significativamente el desarrollo de sensibilidades alimentarias, por eso es muy importante que aprendas a identificar el efecto de los alimentos en tu cuerpo, especialmente: lácteos, maíz, gluten, azúcar, solanáceas, soya, etc.

¿Y como sé si estoy inflamado?
La inflamación no solo se manifiesta por hinchazón, enrojecimiento, dolor o sensación de retención de líquidos.

La inflamación es un problema sistémico que se manifiesta con:

  • Malas digestiones
  • Estreñimiento o diarrea
  • Gases abdominales
  • Agrieras o gastritis
  • Pérdida de pelo
  • Sequedad de piel
  • Uñas débiles
  • Dolores de cabeza
  • Falta de concentración
  • Problemas de memoria
  • Ansiedad o depresión
  • Fatiga
  • Problemas de la piel

¿Hay algo que podamos hacer?

Claro, hay MUCHO, podemos hackear al sistema inmune con nuestras decisiones y comportamientos, aquí te contamos como:

  1. Elimina los alimentos problemáticos (gluten, azúcar, lácteos, aceites de canola, girasol, soya y ultraprocesados) y aumenta el consumo de alimentos antiinflamatorios (esto es lo que hacemos en nuestro programa Beinnergy), limitamos los alimentos desencadenantes y nos enfocamos en los micronutrientes, los colores, los adapógenos y los superfoods, para que mientras la inflamación disminuye, el cuerpo vaya recuperando el equilibrio, el intestino sane, y el sistema inmunitario vuelva a funcionar correctamente.
  1. Bájale al estrés, el cortisol puede contribuir a la inflamación crónica. Como es imposible reducir los estresores externos, pues muchas veces son cosas que nos pasan en la vida cotidiana, la idea es enfocarse en mejorar la habilidad para manejar el estrés. Opciones como ir a terapia, meditar, pasar tiempo en la naturaleza, respirar, o simplemente darle el valor justo en su medida a los acontecimientos “escoger las batallas”
  1. Muévete con consciencia: el ejercicio tiene efectos antiinflamatorios, no necesitas matarte en el gimnasio, ni correr maratones, unos pocos minutos de yoga, baile, pilates o incluso entrenamiento con pesas, pueden desinflamar el cuerpo por la producción de endorfinas.
  1. El descanso: puede reducir la inflamación, crea rutinas de sueño para que se puedan dar los procesos de reparación y relajación.

¡Ahora ya lo sabes! Tu estilo de vida puede reducir notablemente la inflamación, si quieres que te acompañemos para que este proceso sea más fácil escríbenos, somos expertos en construir nuevos hábitos.